Resistencia a los insecticidas

Impulsamos la investigación y el desarrollo de nuevas soluciones, movilizando recursos para el tratamiento eficaz de la resistencia a los insecticidas.

Según declaraba en 2015 Pedro Alonso, jefe del Programa mundial de la OMS contra la malaria, la resistencia a los insecticidas es la mayor amenaza actual para el futuro del control de la malaria y para la sostenibilidad de los logros de los últimos años.

Es importante tener en cuenta que los insecticidas no crean resistencia, es decir, no generan mutaciones en insectos que se acaban expresando como resistencia. Las cepas resistentes o "mutaciones" ya están presentes en la población de insectos en niveles muy bajos. Los insecticidas representan una presión de selección que permite a los individuos resistentes aumentar su número dentro de una población concreta si la presión de selección se aplica de forma repetida. Por este motivo, la selección y el desarrollo de resistencia a los insecticidas es una amenaza real y pendiente, especialmente en las zonas en las que la estrategia de tratamiento del control de la resistencia no se está implementando de forma proactiva.

El mayor problema al que debe enfrentarse actualmente la comunidad de control de vectores es la fuerte dependencia de solo cuatro tipos distintos de insecticidas. .

  1. Organoclorados (OC) – p. ej., DDT
  2. Organofosfatos (OP) – p. ej., pirimifos-metil, malatión
  3. Carbamatos (CAR) – p. ej., bendiocarb
  4. Piretroides (PY) – p. ej., deltametrina, ciflutrina, permetrina, Lambda-cihalotrina

 

Estos cuatro grupos de insecticidas actúan solo en dos zonas objetivo distintas y representan solo tres modos de actuación. Tanto los OP como los CAR inhiben la actividad de la enzima acetilcolinesterasa; sin embargo, los carbamatos difieren de los OP en que su inhibición es reversible. Los piretroides y los DDT son moduladores de los canales iónicos de sodio.

Desarrollar conocimientos sobre los tipos de resistencia que pueden presentarse en la población de mosquitos es importante para tomar decisiones informadas sobre la selección de un insecticida eficaz. Por ejemplo, en situaciones en las que se presenta un alto nivel de resistencia kdr en las poblaciones de mosquitos, la rotación de piretroides con Ficam (un carbamato) se ha mostrado eficaz para el control de las enfermedades.

La ciencia de la prevención y el tratamiento de la resistencia a los insecticidas se ha convertido en una de las consideraciones clave de Bayer para desarrollar nuevos productos e iniciativas en todo el mundo, y actualmente ya contamos con un nuevo método de actuación que se encuentra en evaluación dentro del Programa de evaluación de pesticidas de la OMS.

Bayer organiza un taller internacional para el...
En enero de 2015, Bayer organizó un taller...
Más información